Archivo de la etiqueta: comedores escolares

“No podemos pensar en los comedores escolares solo como un lugar donde darles calorías a los alumnos”

Xavier Simón Fernández, profesor de la UVigo e integrante del Grupo de Investigación en Economía Ecológica, Agroecología e Historia

Los comedores escolares son un rompecabezas para cientos de familias que se ven en la obligación de echar mano de este servicio para conciliar. Con este tema como telón de fondo, la Universidad de Vigo (Uvigo) celebró el pasado julio en Allariz un curso de verano en el que expertos de diferentes ámbitos abordaron la realidad de los menús en los colegios. El programa Comedores escolares ecológicos, avanzando hacia una economía circular en las Reservas de Biosfera estuvo dirigido por Xavier Simón Fernández, profesor de la Uvigo e integrante del Grupo de Investigación en Economía Ecológica, Agroecología e Historia.

En Galicia prevalece un sistema mixto de gestión. ¿Por qué formula se inclina a la hora de garantizar la alimentación equilibrada de los niños?
Lo que importa no es tanto el sistema de gestión del comedor como el modelo de alimentación por el que se apueste. Esa es la clave. Sea centralizado o descentralizado, sea in situ o mediante catering, lo relevante es el contenido de los menús, el origen de sus proteínas, la estacionalidad del menú, el uso de productos frescos, la presencia de precocinados, el tiempo que transcurre entre el cocinado y su consumo, el uso de plásticos, el volumen de los residuos y su destino, el origen de los alimentos, etc.

Según un estudio del proyecto Carro de combate, en la comunidad existen 333 colegios con cocina in situ. El catering se reduce a 103, pero hay muchas familias que no están satisfechas…
Si las familias no están satisfechas con el sistema, hay que buscar nuevas fórmulas que permitan atenuar ese malestar. Yo creo que no podemos pensar los comedores escolares únicamente como un lugar donde darles calorías a los alumnos y alumnas. Hay que integrarlo dentro de la comunidad educativa y eso incluye cambios profundos, también en las familias. Podemos usar los comedores escolares como un medio para mejorar la alimentación incluso cuando no se come en el cole.

El catering parece difícil de erradicar. El negocio está en manos de un grupo de empresas cada vez más reducido. ¿Podrá desaparecer algún día de los centros?
El catering, como servicio para prestar alimentación colectiva, me parece necesario en esta sociedad en la que vivimos. El problema no es el catering en sí mismo. Hay modelos que apuestan por la inclusión social, por los productos ecológicos… Si, como usted dice, se trata de un negocio en pocas manos, seguramente si las licitaciones públicas del servicio para los colegios (y para los hospitales, centros penitenciarios…) fuesen de menores cuantías en la licitación, habría más oportunidades para otras pequeñas y medianas empresas, ¿no cree? Por lo tanto, en lo que respecta a la gestión pública de la alimentación colectiva, es responsabilidad de las administraciones, si quieren evitar oligopolios, buscar fórmulas que permitan lotes de adjudicación de menor escala para que se incremente la competencia.

¿Realmente para las administraciones (Xunta o concellos) resulta más económico mantener el catering?
Yo creo que es una decisión política. ¿Más económico? No lo sé. No manejo los datos de las adjudicaciones. De todas formas, para poder evaluar la idoneidad de las diferentes alternativas de servicio a los comedores colectivos hay que tener en cuenta la economía, pero también se deberían utilizar los criterios sociales y ambientales.

El modelo de cocina en cada centro, con alimentos ecológicos y de temporada, ¿es ciencia ficción?
Ciencia ficción es pensar que nos podemos alimentar del mismo modo 7.000 millones de personas, con alimentos iguales producidos por grandes fábricas controladas por pocas empresas, comiendo cualquier alimento en cualquier momento del año.

¿Cuál es, en su opinión, el modelo ideal? Ponga algún ejemplo.
No hay un único modelo ideal, habrá tantos modelos de alimentación como territorios y como condiciones culturales existan. La diversidad es la clave para afrontar los retos más urgentes. Solo así seremos capaces de responder adecuadamente y, al mismo tiempo, a los retos sociales, económicos y ambientales. Mediante la uniformización de la producción o del consumo de alimentos, podemos producir alimentos baratos, pero a un coste social y ambiental muy alto.

¿Habría que exportar al conjunto de la comunidad el modelo del Concello de Ames y de la Asociación Reserva de Biosfera Mariñas Coruñesas y Terras do Mandeo?
No lo creo. Lo que necesitamos es que los actores sociales (padres y madres, comunidades educativas, responsables políticos, labradores y labradoras, consumidores y consumidoras…) en cada escala decidan colectivamente cuál es el modelo alimentario que quieren para sí mismos, para los colegios, pero también para las propias familias y para la restauración, etc.

¿Extender los ecocomedores contribuiría a disminuir la huella de carbono?
La clave es producir de forma respetuosa con el medio ambiente, tanto alimentos como otros bienes y servicios. Si lo hacemos así, reduciremos la huella de carbono, es decir, estaremos contribuyendo menos al cambio climático. Si, además, tratamos de consumir localmente, reduciendo el transporte, estaremos actuando con una mayor responsabilidad. Entiendo que los comedores escolares de los centros públicos de enseñanza se pueden convertir en un mecanismo que impulse la transformación profunda de los modelos de producción y consumo de alimentos. Y se trata de una urgencia colectiva.

Nueva sección de cocina orgánica y un mapa ecoagroturístico para celebrar los 50 números de la revista

La revista del Craega cumple 50 números y, para celebrarlo, llega cargada de nuevos contenidos. Para exprimir la época estival, la publicación ha confeccionado un mapa de ecoagroturismo con 11 visitas distribuidas por toda Galicia. Las propuestas sirven para descubrir cómo se planta té en la comunidad, qué hacer para convertirse en apicultor por un día o cómo aprender a hacer queso.

El sumario incorpora además una nueva sección de gastronomía eco. Las recetas de Martín Mantilla (a punto de abrir el restaurante Berso, Sober), María Varela (A Parada das Bestas, Palas de Rei) y Noelia Figuerias (Amodo, Vigo) pondrán otro color a la mesa durante la época estival. 

El equipo de redacción ha hablado también de comedores escolares con Xavier Simón Fernández, profesor de la Universidade de Vigo e integrante del Grupo de Investigación en Economía Ecolóxica, Agroecoloxía e Historia. Ya por último, la revista recopila el balance de acuicultura ecológica y los planes de expansión del Craega.

La publicación impresa -de carácter gratuito- llega al buzón de los más de mil operadores del Consello. La versión online es de acceso libre. En este enlace puedes descargarla en PDF y  en este otro visualizarla en ISSUU. 

El Craega participa en un curso sobre ecocomedores escolares en Allariz

Curso ecocomedores AllarizEl Consello Regulador de Agricultura Ecolóxica de Galicia (Craega) participa el próximo julio en un curso sobre ecocomedores que organiza la Universidad de Vigo en Allariz. Bajo el título Comedores escolares ecológicos, avanzando hacia una economía circular en las Reservas de la Biosfera, expertos de diferentes ámbitos abordarán la realidad de los menús escolares tanto dentro como fuera de la comunidad.

La convocatoria pretende, entre otros aspectos, visibilizar los impactos de la compra de alimentos de proximidad en las economías locales, conocer las nuevas tendencias en modelos nutricionales para los comedores o debatir sobre el futuro de la alimentación en los colegios de Galicia.

A celebrar entre el 1 y el 5 de julio en el municipio ourensano, está prevista la intervención de representantes de las Reservas de Biosfera Mariñas Coruñesas e Terras do Mandeo, Área de Allariz, Ordesa-Viñamala y Valles de Omaña y Luna. Los asistentes también tendrán ocasión de escuchar cómo funcionan los comedores de la escuela infantil municipal A Caracola (A Coruña) o los que gestiona el Ayuntamiento de Ames. De fuera de Galicia llegarán para explicar su modelo portavoces de las escuelas infantiles de Pamplona y de Cataluña. En nombre del Craega ofrecerá una charla su secretario, Javier García Lozano. El miércoles 4 (10 h.) impartirá una charla sobre el proceso de certificación de la agricultura ecológica en la comunidad.

Consulta el programa completo en este enlace.

Cole ganador de ‘Faite Eco do Lóxico’ 2017-2018: «Tenemos la esperanza de que sea el germen de un estilo de vida más sano»

Alumnos del CEIP de Lousada (Guntín) realizando trabajos agrícolas en el patio del colegio

Faite Eco do Lóxico ha dejado huella en el CEIP Plurilingüe de Lousada (Guntín), ganador del primer certamen que convoca el Craega en el seno de este programa educativo. “El pasado septiembre, cuando regresamos al cole, la primera preocupación del alumnado fue el invernadero: qué íbamos a plantar, cómo preparar la tierra, cómo guardar las semillas…”, cuenta M.ª Luisa Vázquez Viana, responsable del Plan Proxecta en el centro. “Hoy ya tenemos unas cuantas lechugas para autoconsumo y estamos esperando la cosecha de repollos, coliflores y brócoli”, celebra la profesora.

El documental que hicieron los niños sobre qué significa lo ecológico mereció el máximo galardón del Consello en el curso 2017-2018. “En el trabajo se implicó todo el colegio. Todos se sintieron protagonistas”, añade la coordinadora. Por eso resultó una experiencia tan positiva y la dirección del centro no ha dudado en repetir este año. “Fuimos capaces de inculcarles a los niños la importancia de cultivar y consumir producto ecológico y que además llevaran el mensaje a su casa”, señala Vázquez Viana. Un mensaje que no ha sido muy difícil de trasladar porque, en esta zona, un alto porcentaje de las familias se dedica a la agricultura y a la ganadería.

Este programa “es una labor de largo recorrido, tiene que ir afianzándose poco a poco. Tenemos la esperanza de que sea el germen de un estilo de vida más sano”, argumenta. Por eso, el CEIP de Lousada decidió inscribirse de nuevo en esta modalidad del Plan Proxecta.

46 CENTROS, EN LA SEGUNDA EDICIÓN. La segunda edición de Faite Eco do Lóxico está superando todas las expectativas. Promovido por el Craega en el seno del Plan Proxecta, cuenta con la participación de 46 centros escolares de toda Galicia (34 de infantil y primaria y 12 de secundaria). El año pasado se anotaron 34. Iniciativa de la Consellería de Educación, el programa pretende profundizar en aspectos vinculados con la ciencia, las nuevas tecnologías, el reciclaje o la alimentación mediante el trabajo en red. De este modo, comunidad educativa y entidades colaboradoras tienen puentes a lo largo de todo el curso académico para intercambiar conocimientos.

Bajo el paraguas de Aliméntate ben (impulsado por Medio Rural, Mar y Sanidade), el Consello dispone de la modalidad Fai Eco do Lóxico. Su cometido no es otro que fomentar el consumo de producto eco mostrando al alumnado sus beneficios, tanto para la salud como para el medio ambiente. Para eso, el Craega está organizando charlas, degustaciones y juegos en centros de toda la comunidad. Para cerrar el programa, se organiza un concurso final en el que se evalúan los conocimientos adquiridos por los estudiantes.

El Craega reclama la presencia de alimentos ecológicos en los comedores escolares

Manuel Corredoira López (director xeral de Educación), izquierda, Francisco López Valladares (presidente del CRAEGA), José González (conselleiro do Medio Rural), Mª Pilar Tobar Quintanar (directora del IES Xelmírez II) y Manuel Rodríguez, director de la Axencia Galega da Calidade Alimentaria (Agacal). Foto: Xoán Crespo/Xunta

El Consello Regulador de Agricultura Ecolóxica de Galicia (CRAEGA) reclama la presencia de alimentos ecológicos en los comedores escolares. “El producto que certifica el CRAEGA es deficitario tanto en las escuelas como en los eventos públicos”, advirtió hoy en Santiago el presidente de la entidad, Francisco López Valladares. En este sentido, brindó su colaboración a la Xunta para que, en próximas licitaciones del servicio de comedores, puntúe también positivamente lo ecológico y no solo el alimento de temporada y de proximidad. “Los niños de ahora son los adultos del mañana y su salud debe ser una prioridad para el conjunto de la sociedad”, añadió. “El CRAEGA quiere llegar al plato de todos: de la gente joven y de la que no es tan joven. Porque solo así lograremos despertar definitivamente nuestro rural y alimentarnos mejor”, señaló.

López Valladares hizo esta demanda coincidiendo con el acto de apertura de la segunda edición de Faite Eco do Lóxico en el IES Xelmírez II. En presencia del conselleiro de Medio Rural, José González, del director de la Axencia Galega da Calidade Alimentaria (Agacal), Manuel Rodríguez, y del director xeral de Educación, Manuel Corredoira, el presidente del CRAEGA recordó que este programa sirve para acercar la agricultura ecológica a 46 centros de infantil, primaria y secundaria de toda la comunidad. “La Galicia despoblada tiene un aliado en este sector, estratégico a la hora de dinamizar el rural sin destruir su esencia. Sostenible y respetuosa con el medio ambiente, es una opción de vida para el productor, pero también para el consumidor”, recalcó. “Es fundamental que las nuevas generaciones dediquen una parte de su programa educativo a este sector cada vez más relevante. La concienciación es un trabajo de todos. De la familia, de la escuela y de las instituciones públicas”, añadió.

El conselleiro de Medio Rural animó a los cerca de 80 jóvenes participantes en la charla a confiar en la producción ecológica. “Los mejores productos del mundo son los de Galicia y, en concreto, los ecológicos, productos 100% naturales sin ningún tipo de añadido químico”, declaró.

Para González, la agricultura ecológica es “el futuro que viene del pasado” y prueba de ello es que cada vez más gente apuesta por comprar este tipo de alimentos. De hecho, en los últimos años la agricultura ecológica en Galicia está registrando un crecimiento destacado con un aumento del 33% en el volumen de ventas certificadas, que pasó de 59 millones de euros en 2017 a 78,7 millones el pasado año.

Por su parte, el director xeral de Educación, Formación Profesional e Innovación Educativa, Manuel Corredoira, subrayó la importancia del Plan Proxecta -en el que se enmarca este programa- como paraguas coordinador de todas las iniciativas impulsadas desde diferentes conselllerías y organismos para fomentar diversos valores de forma transversal a traés de la enseñanza. En este caso concreto, Faite Eco do Lóxico, integrado en la línea Aliméntate Ben, contribuye a concienciar a los más jóvenes de los beneficios para el medio ambiente y la salud de los productos ecológicos, promoviendo hábitos de vida saludables.

SEGUNDA EDICIÓN. El CRAEGA participa por segundo año consecutivo en el Plan Proxecta, una iniciativa de la Consellería de Educación que tiende puentes entre la comunidad educativa y diferentes entidades sectoriales como este Consello. Dirigido a primaria, ESO, bachillerato y FP, en el curso 2018-2019 se fijó un límite de 30 centros. La demanda superó todas las expectativas y alcanzó las 46 solicitudes.

En las charlas -como la que acogió el IES Xelmírez II- se han inscrito 29 centros de las cuatro provincias. Los escolares también están recibiendo degustaciones de productos ecológicos y juegos en el marco de esta convocatoria. Como colofón, el CRAEGA convoca un concurso con tres categorías (infantil, primaria y secundaria) para premiar los mejores trabajos sobre agricultura ecológica desarrollados durante el curso. En cada modalidad se otorgará un galardón único consistente en una cesta de productos ecológicos. El fallo se dará a conocer a principios de junio.

Faite Eco do Lóxico es una acción promovida por el CRAEGA con ayuda del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, el Fondo Europeo Agrario de Desarrollo Rural (FEADER)-Europa invierte en el rural y la Xunta.